Efecto Domino TV: las fichas siempre caen
SE MERECE UN SPONSORS

Imagenes de la noticia

SE MERECE UN SPONSORS

Quienes compartieron la noche en Pueblo Viejo cuando se presentó el Trío Tajy pudieron aprecias las cualidades de nuestro excepcional guitarrista Augusto Ayala que fue invitado por los organizadores del Festival Internacional de Música Púa & Pulso, siendo el único representante de Argentina en dicho festival, llevando tal su estilo, toda la música de El Litoral.



Quienes compartieron la noche en Pueblo Viejo cuando se presentó el Trío Tajy pudieron aprecias las cualidades de nuestro excepcional guitarrista Augusto Ayala que fue invitado por los organizadores del Festival Internacional de Música Púa & Pulso, siendo el único representante de Argentina en dicho festival, llevando tal su estilo, toda la música de El Litoral.



Ese Festival Internacional de Música Púa & Pulso, se realizará del 3 al 7 de octubre en La Coruña, Galicia España.

Consultado sobre esa invitación Augusto nos expresó: “No es sencillo, necesito el respaldo de un sponsors para poder lograrlo, por que además tengo programada para los meses de Septiembre y Octubre una gira por Francia, Bélgica, Luxemburgo y España.

“La posibilidad mía, afirmó, es apelar a la solidaridad de instituciones y empresas de la región para que nos conozcan a través de la música litoraleña.

“Gracias, finalizó, a ustedes por el apoyo que me brindan cada vez que actúo”.

Sus esperanzas se centran en instituciones y empresas pero tiene que llegar de muchos más, lo que él hará en varios países difundiendo y dando a conocer la música de nuestro Litoral es lo que no se hace en nuestro país, pues todos los grupos, conjuntos y ballet dedican todo el esfuerzo a la música y danzas norteñas olvidando que la Chamarrita es entrerriana, que el Chotis y la Polca misionera también son de El Litoral, por todo eso es que se merece más de un sponsors, ¿o no?

(Adolfo Daniel Badaracco)

Entrar al sitio 2018-05-16 17:33:53
Nos acompa単an
Efecto Domino TV: las fichas siempre caen
Efecto Domino TV: las fichas siempre caen